Novedad · Valiente Vera, pequeña Sara

23 feb. 2017



El pasado día 17 de febrero se puso a la venta la última novela de la autora conocida como Neïra, aunque en esta ocasión viene firmada con el nombre de Andrea Longarela. A pesar de haber publicado con planeta en 2016, nuevamente se vuelve a lanzar a la autopublicación en Amazon. La novela está disponible en digital y también en papel.

Vera, Sara y Alexander eran inseparables. Siendo adolescentes, habían establecido un vínculo especial, una amistad inquebrantable; habían trenzado sus vidas con nudos en apariencia irrompibles.
¿Por qué entonces, en la actualidad, Sara se siente sola? ¿Por qué hace años que no está cara a cara con ninguno de los dos? ¿Por qué los veranos en el lago ya no son tan mágicos como en algún momento fueron? ¿Por qué resulta tan fácil romper las promesas?
Dos hermanas, un chico y el lago como único testigo de una historia que marcó la vida de cada uno de ellos.
Una novela sobre esas decisiones cobardes que tomamos en algún momento, pero también sobre personas valientes que les hacen frente. Sobre esa amistad profunda que se forja en la juventud y que sobrevive incluso al paso más cruel del tiempo. Sobre el miedo, el rencor, el fracaso. Pero también sobre el amor; el amor por la familia, por los amigos, por el hogar, por aquellas personas que poseen la capacidad de hacer que tu mundo gire o deje de hacerlo. Sobre un amor de verano y sobre el amor de toda una vida.


Reseña · El cielo está envuelto en cadenas

21 feb. 2017



Opinión

El cielo está envuelto en cadenas es de aquellos libros que son difíciles de reseñar. Una historia de esas que te impactan tanto que no sabes bien cómo enfocar lo que quieres decir, y cómo poder transmitir a quien lea la reseña la idea correcta de lo que se esconde dentro de la novela. Es sin duda un libro difícil de digerir, pero no penséis que es debido a que sea una mala historia, todo lo contrario. Es difícil de asimilar a causa de la complejidad de sus personajes, y por lo duro y complicado de su trama. No es una novela para almas demasiado sensibles, ya que la autora lo da todo, sin límites. Si eres fan de Narcos, Prison Break, y ese tipo de historias, mezcladas con una historia de amor, este es un libro a tu medida. A mí, por lo menos, me ha fascinado y me ha mantenido pegada a sus hojas.

Linda es una joven psicóloga forense que se encuentra en medio de la realización de una tesis con la que quiere definir  perfiles de asesinos, según la tipología del asesinato que hayan cometido. Para poder concluirla le falta únicamente el análisis de algún individuo que haya realizado un asesinato por venganza. Es por ello que, en cuanto surge la oportunidad, acude a uno de los mayores centros penitenciarios del estado, con la misión de entrevistar a un reo que está condenado a cadena perpetua por un asesinato, y que cumple con las características que Linda anda buscando. La primera vez que se encuentra frente a Zack siente removerse algo dentro de ella, pero la frialdad de él, junto con la grosera forma que tiene de tratarla, la devuelve rápidamente a la realidad. Desde ese primer encuentro la vida de Linda cambiará de un modo inesperado, y es que por más que ella se empeñe en construir muros a su alrededor, la vida está apunto de romper todos sus diques.

Zack es un sicario, un asesino que no siente ninguna empatía por la vida de sus víctimas. Lleva toda su vida acatando órdenes , y se dedica a hacer bien su trabajo sin plantearse nada más. Sabe que el resto de su vida lo pasará encerrado entre cuatro paredes y, por ello, cuando le proponen formar parte del estudio de Linda acepta, simplemente para encontrar algún aliciente dentro de su rutinaria existencia en la cárcel. Sus reuniones pronto se convierten en algo más que una mera entrevista, y ninguno de los dos sospecha que lo que acaban de comenzar será un punto de inflexión en sus vidas.


—¡No digas tonterías!
—¿Que no diga tonterías? —estallé—. ¡Las tonterías las estás diciendo tú! ¡Me traes a mitad de la nada y me dices que me baje del coche como si fuera un perro!
—¡Pero no eres un perro! ¡Usa tu puto cerebro de una jodida vez! —gritó tan alto como yo, pero no me acobardé. Ni siquiera cuando lo empujé antes de que él me empujara a mí. La rabia y el dolor nos taladraban la piel—. ¿Es que no te das cuenta? —Me tomó por la muñeca y me acercó a él. Su boca casi aplastó la mía. Éramos unos agresivos—. ¿No te das cuenta de que te estoy dando una oportunidad?
—¿Para qué?
—¡Para vivir! —Su cara estaba a un palmo del mío, así que tenía un plano ideal de su pelo que caía salvaje y violento a cada lado de su cara, y de sus ojos, que serpenteaban con furia—. ¡Para que recuperes la vida que tenías antes de conocerme! ¡Para que puedas empezar de cero! ¡Para que olvides que existo! —Lo último lo dijo con la garganta cerrada. Se estremeció y le tembló la respiración—. Olvídate de mí, Linda…, para siempre. Es lo mejor que podría pasarte. Se alejó y me dio la espalda.
—No quiero olvidarte —declaré limpiándome las lágrimas con brusquedad. Vi cómo comprimía los puños y se sulfuraba en silencio—. No voy a hacerlo.

La historia que se cuenta entre las páginas de esta novela es de armas tomar. Una concatenación sin fin de escenas de acción, mucha tensión, agresividad, pero también de sexo y amor. Los personajes de Linda y Zack arrastran un horrible pasado que es la consecuencia de su desastroso presente. Juntos no tienen ningún futuro, pero todo lo que ocurre desde que se conocen les dará alas para que piensen que quizá puede haber una oportunidad para ellos. Esta no es una dulce historia de amor, es una historia de aquellas que te hacen plantearte dónde está el límite entre el bien y el mal, entre lo permitido y lo que no, ya que los temas que se tocan no son precisamente fáciles. Me he encontrado muchas veces dividida entre lo correcto y lógico, y lo que realmente deseaba que pasara. Ha sido un debate interno constante.

Me ha sorprendido mucho el estilo de la narración de su autora, que con tan solo 25 años ha sabido tejer una historia muy madura, con una gran trama central y cargada de giros imposibles. No ha tenido miedo, y se ha embarcado en una novela muy arriesgada pero muy bien construida y desarrollada. Su decisión de alternar capítulos en primera persona narrados por Zack y Linda, ha hecho que podamos disfrutar de una forma directa de escenas por separado, escenas que de otro modo no serían posibles de vivir con la misma intensidad. Su final me ha parecido además muy acertado y coherente, teniendo en cuenta todo lo que ocurre, y la situación de sus protagonistas.

Esta es una novela de las que dejan huella, con una trama impresionante y que no puede dejar indiferente a nadie. Si quieres leer algo alejado de las historias típicas románticas, y disfrutar de una novela que te marque a fuego, esta es sin duda una buena elección. Atentos a esta escritora, ya que creo que tiene muy buenas ideas que aportar al género. 





¿Qué lee la gata en el desván? · El cielo está envuelto en cadenas

19 feb. 2017



Este mes está siendo muy complicado en lecturas. Debido a temas personales apenas he podido sacar tiempo para leer en condiciones pero, después de un par de recomendaciones de amigas, me he lanzado a la lectura de esta novela.  De momento me tiene muy enganchada, y eso que no es una lectura fácil.  Y con esto me refiero a que es una trama de aquellas en las que piensas: esto está muy chungo. Si no me creéis prestad atención a la sinopsis, y si eres fan de la serie Narcos lánzate de cabeza.

Novedad · Querido hermanastro

17 feb. 2017



El próximo 6 de marzo llega a las librerías esta novedad de Titania que lleva por título Querido hermanastro, de Penelope Ward. La verdad es que a mí me llama bastante la atención, aunque no es por la portada como podéis estar pensando. Lo que me atrae es la sinopsis, ya que yo era muy fan en su día de la serie de televisión Los Serrano, y me encantaba la historia de amor entre Marcos y Eva. Así que espero que esta novela también me guste o al menos me divierta. 

Os dejo por tanto la sinopsis aquí para que podáis leerla:
La vida de Greta se pondrá patas arriba cuando Elec, hijo de su padrastro, se muda a vivir con ellos. Elec es un inadaptado, un engreído dispuesto a atormentarla…

Greta no lo soporta. Le fastidia que la tome con ella porque no quiere estar allí, le fastidia que traiga chicas a su habitación, pero lo que más le fastidia es cómo reacciona su cuerpo cuando lo tiene delante…

Al principio pensó que lo único bueno que tenía eran sus abdominales perfectos y sus tatuajes; que no había nada más que un físico, pero se engañaba, había más, mucho más, y se le escapaba de las manos… Una noche, las cosas empezaron a cambiar entre ellos y llegaron a un punto crítico.
¿Cómo hacer frente a estos sentimientos? ¿Podría Elec romperle el corazón? Greta tenía que tomar una decisión… Y esta determinación podría cambiar sus vidas para siempre.

La gata en el desván © . Harlie Ave Design .